miércoles, 7 de febrero de 2018

LECCIONES.

Aunque me perseguirá toda la vida
Aunque cueste verlo.

20 comentarios:

Tracy dijo...

¿Te parece poco?

Ester dijo...

No me cuesta nadita creerlo. Un abrazuco

Rafa Hernández dijo...

Aferrarse al pasado aunque haya sido bueno, tampoco da para vivir de renta.

Besos.

Dulce dijo...

Hay pasados que pesan.

Besos dulces.

Susy Blog dijo...

Como dice la canción... ya lo pasado... pasado... jeje
gracias por las letras
saludos

Jova dijo...

Se me hace complicado pero no imposible 😊

Nerim dijo...

Cierto, muy cierto. Hay una frase, no sé de quién es, que dice:

"Debo confesar que me gusta echarle siempre una mirada a mi pasado, no para lastimarme, mucho menos para torturarme. Tampoco es porque no lo haya superado. Es más bien para saber qué es lo que no debo volver a hacer; y darme cuenta de lo mucho que me queda por aprender."

Juan L. Trujillo dijo...

Si no aprendiéramos del pasado, si que estaríamos sentenciados.
Besos.

Maria Rosa dijo...



¡¡Muy cierto!!

Saludos.

Cuca dijo...

Palabras tremendamente certeras

¡Besos mil!

Amapola Azzul dijo...

Muy buena frase y muy esperanzadora.

Besos.

Ángeles dijo...

Así es, de nada sirve mirar hacia atrás si no se puede cambiar nada. Pero lo doloroso es que ese pasado te haya herido el alma. ¿Cómo no quedar varada en ese pasado?

Un abrazo.
Ángeles

Dias de Azucar dijo...

Ahora mismo estoy en un proceso en el que me cuesta no revivir el pasado...que tu padre muera en tus brazos es algo que no quiero olvidar, podéis pensar que es algo tormentoso, pero siento que ese sufrimiento, que cada día es más leve, hace que no me olvide de él. Yo lo vivo así y así quiero vivirlo. Besines.

Chelo dijo...

Genial y aleccionadora frase a tener en cuenta.
Un beso

Antonia Muñoz dijo...

Guardare la frase, inspira mucho El Rincón de todas las Chicas

TORO SALVAJE dijo...

Sí, así debería ser.

Buen día.

A Little Things Bcn dijo...

Una frase genial!! Me la voy a apuntar en la agenda!!
Besicos bonita!!

VENTANA DE FOTO dijo...

Los errores del pasado, sirve como aprendizaje a lo largo de la vida. Rectificar es de sabios y no caer en los mismos errores.

Besos

Hola, me llamo Julio David dijo...

¡Pero vaya qué lección! Hay que ser inteligente para saber diferenciar entre agradecerle a la vida por lo aprendido, o enemistarte con ella.

Erika M dijo...

Complicado, pero se intenta